lunes, 5 de marzo de 2012

Trapecios rotos

La última pirueta marcó el final de su carrera y el inicio de una relación con su masajista.

1 comentario:

  1. je,je...bueno, nunca se sabe donde está la felicidad de cada uno, no??..¿relizarse profesional o sentimentalmente? ¿crear o gozar?¿ser uno mismo o dos? Tantas preguntas existenciales en una sola linea demustran la grandeza de tu micro,amiga.
    Salud.

    ResponderEliminar